Gurdjieff; Relatos de Belcebú a su nieto Cap.30 El arte

Es uno de los libros más importantes escritos en los últimos cien años.

Los relatos de Belcebú a su nieto , de Gurdjieff, son complejos y oscuros como un texto de alquimia, humorísticos y robustos como una crónica rabelesiana, amplios como una obra monumental de análisis histórico, apasionados como un sermón, y compasivos como algo sacramental. Sobrepasan todos los puntos de vista ordinarios. Pertenecen a una nueva clase de pensamiento – o a una ...

Continuar leyendo →
0

Los Movimientos; la espiritualización del gesto

Conocerse es la premisa fundamental de esta enseñanza, Gurdjieff decía “llegar a ser quien uno es”. Somos uno y muchos, diferentes personalidades a quien les entregamos la dirección de nuestras vidas.

Estas múltiples personalidades o yoes viven en la impermanencia y cualquier situación exterior puede hacer que giren como una veleta. De esta manera la presencia real en nuestra vida es escasa. Estos estados son nuestros estados de presencia en la vida.

Estos estados podríamos decir que son dimensiones ...

Continuar leyendo →
0

Quietud en movimiento

“El cuerpo es sagrado porque en él podemos, con diligencia y persistencia, llegar a experimentar directamente la jerarquía de Dios y la confusión de los deseos del ego. A través del cuerpo podemos estudiar y destruir en su raíz las ilusiones e iniciativas del ser social, el ser que tomo por mi ser y es sólo el vapor del ego”. Jacob Needleman 

Podemos encontrar dentro de nosotros mismos, con la práctica de una observación tranquila, el movimiento de la ...

Continuar leyendo →
0

De la dualidad a la realidad

Todas las acciones en la vida se sustentan sobre una actividad mental que se basa en la dualidad. Pensamientos, sentimientos, movimientos y gestos siempre cambiantes que reflejan mi patron interno, continuamente son estimulados y alimentados por impresiones externas. Me aferro a una realidad creada sobre patrones que he heredado. Trato de mantenerla y sostenerla, sin ser consciente de su impermanencia, la nutro para perpetuarla.Pero esa realidad cambia a cada momento, dependiendo del “yo” que esté presente, ese yo que ...

Continuar leyendo →
0

Detenerse

La mayoría de la gente nunca se detiene. La inmensidad del momento de parar es desconocida. Si uno se detuviera por un momento, se podrían cambiar muchas cosas en medio del alborotado juego de la vida. Uno se detiene y en ese parar se produce una gran recolección interior, que le puede ayudar a uno a cambiar su propia vida.

Es sólo en un momento de quietud que uno es consciente de otra vida dentro de uno mismo, la cual es ...

Continuar leyendo →
0

La fragancia del corazón tranquilo

Un corazón tranquilo produce un estado donde el movimiento genera una cualidad de energía que solemos llamar “paz”.

Para que este estado pueda realizarse, las acciones del cuerpo y del pensamiento tienen que estar unidas, de este modo todo lo que realizamos emana la fragancia de la alegría, incluso si realizo cosas que “no me gustan”, no pierdo mi energía en un esfuerzo donde mi pensamiento juzga, divide y analiza.

Ese estado de quietud es posible si la atención ...

Continuar leyendo →
0

Preguntas a Gurdjieff (II)

Preguntas a Gurdjieff de sus alumnos  en su apartamento de 6, rue des Colonels-Renard. Paris 1938
Pregunta:

Nunca hago una tarea completamente. Pienso en ello, lo hago, pero solo por un segundo. No puedo mantener un pensamiento o un sentimiento (una “tarea” evidentemente significa uno de los ejercicios del señor Gurdjieff).

Gurdjieff:

Usted olvida, no tiene memoria, olvida. Debe repetir, repetir, repetir. Quiere decir que no tiene poder de concentración. Es lo mismo para todo el mundo. Éste es el propósito ...

Continuar leyendo →
0
Página 1 de 4 1234

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies